relación diabetes hígado graso, diabetes hígado graso, diabetes hígado
Cerrar
ENVÍOS A TODO MÉXICO DE 2 A 6 DÍAS HÁBILES
ENCUENTRA TU SUCURSAL MÁS CERCANA, VER SUCURSALES
ENVÍOS A TODO MÉXICO DE 2 A 6 DÍAS HÁBILES

Relación de diabetes e hígado graso. Parte 1.

– Parte 1 de 3

Hola amigos, ¿cómo va su día? Espero que vaya muy bien, porque hoy voy a hablarles de un tema de gran importancia para ustedes: la relación de diabetes e hígado graso. En esta ocasión voy a darles una introducción sobre este tema, así como sus aspectos más importantes. Saludos.

 

La esteatosis hepática constituye un amplio espectro de enfermedades desde una esteatosis simple o hígado graso no alcohólico pudiendo progresar a una esteatohepatitis, fibrosis, cirrosis y desarrollo de carcinoma hepatocelular.

El binomio compuesto por hígado graso y diabetes tipo 2 es uno de los principales problemas detectados en los últimos años y que, para los médicos, constituye un nuevo reto para controlar a sus pacientes. Esta relación es cada vez más común e importante: el desarrollo de hígado graso (esteatohepatitis no alcohólica) causa resistencia a la insulina y, por lo tanto, con el transcurso del tiempo, supone el desarrollo de diabetes.

 

Estudios recientes han confirmado que la acumulación de grasa en el hígado aumenta además el riesgo de mortalidad por cáncer, más riesgo cardiovascular y, en consecuencia, supone un problema sanitario de primer orden.

Cuando existe un desequilibrio en el metabolismo como en la diabetes, el hígado es uno de los órganos que resulta directamente afectado. Las personas que padecen diabetes tipo 2 pueden presentar hígado graso en 40% de los casos, debido a la resistencia a la insulina, condición que puede progresar rápidamente a cirrosis y cáncer. También es importante mencionar que los pacientes con diabetes tienen dos veces más riesgo de desarrollar cáncer de hígado.

 

También pasa algo similar si lo vemos en sentido inverso, ya que el daño en el hígado, sin importar su causa, puede afectar el metabolismo de los carbohidratos y ocasionar diabetes tipo 2. Se estima que más del 60 por ciento de los pacientes con cirrosis pueden tener intolerancia a la glucosa, y entre un 10 a 15% diabetes. Respecto al hígado graso, del 40 al 70% de los pacientes presenta intolerancia a la glucosa y entre 30 y 40% diabetes.

Publicado Hace 2 años
x
Carrito

No hay productos en el carrito.

x

Buscar por nombre de producto, categoría o SKU

Categorías más buscadas: